Una buena gestión financiera mejora el sector agrícola

Aunque en los países desarrollados como el nuestro, el sector agrícola no es uno de los que más oportunidades ofrecen, lo cierto es que los nuevos profesionales financieros han evidenciado que con una buena gestión se puede conseguir que los agricultores obtengan excelentes ganancias.

“Durante muchos años, el sector agrícola ha estado relegado a un segundo plano, pero ahora, las nuevas generaciones están mucho más concienciadas sobre lo importante que es mantener una agricultura fuerte y rentable en nuestro país. Este es el motivo por el cual muchos jóvenes con estudios financieros han decidido dedicarse al sector agrícola y poner sus conocimientos a su disposición, mejorando considerablemente su rendimiento” explica Begoña Contreras, analista de mercados.

En este sentido, los profesionales han demostrado que es posible conseguir sanear los estados financieros de las empresas agrícolas.

“Siempre quise ser directora financiera porque tengo una habilidad especial con los números. Por eso después de acabar la carrera, cursé uno de los másters mejor valorados: el máster en dirección financiera de la EAE. Al pensar en qué sector podría ser el adecuado para mí, decidí que las empresas agrícolas eran la mejor alternativa, porque les estaría ayudando a conseguir mejorar su productividad. Fue ahí cuando empecé a desarrollarme profesionalmente como directora financiera en el sector agrícola y hasta ahora, todos los resultados han sido positivos gracias a los reajustes que hemos llevado a cabo” comenta Beatriz Fueres, directora financiera en una reconocida empresa agrícola.

Morguefile-canola crop cvrgrl

De acuerdo con la especialista, las empresas agrícolas sólo requieren modernizarse y adaptarse a los nuevos tiempos para poder seguir desarrollándose.

“Se trata de un sector muy tradicional pero que es consciente de que requiere una renovación en su totalidad, incluyendo, por supuesto, las finanzas de las compañías. Por poner un ejemplo, en las empresas en las que he trabajado, hemos implantado programas informáticos que han servido para facilitar y simplificar la tarea contable, ahorrando de este modo recursos humanos” explica.

Este tipo de acciones demuestran que el sector agrícola aún tiene mucho por ofrecer si se le proporcionan los estímulos adecuados para su crecimiento, tales como especialistas financieros que pongan en orden sus cuentas y que les aconsejen sobre cuáles son las mejores decisiones que pueden tomar para ser más rentables económicamente.